Aunque sostiene que el éxito de MercadoLibre no es producto de ninguna fórmula mágica, hoy su e-commerce es líder en Latinoamérica y, solo en 2012, veintitrés millones de personas utilizaron la plataforma para comprar y vender sus productos y servicios. A continuación, Marcos Galperín –Fundador y CEO de la empresa argentina- da su opinión respecto al panorama actual de las tiendas online, destaca la innovación en medios de pago y el efecto democratizador de internet.

-¿Cómo se le explica a un comerciante tradicional y aburrido que no tiene ni idea de la importancia de estar en internet que su presencia online es hoy necesaria para la supervivencia de su negocio?

-Internet ofrece múltiples ventajas para aquellas empresas que deciden comercializar sus productos y/o servicios. En definitiva, tiene un efecto democratizador, es decir, que permite a cualquier emprendedor comercializar sus productos de manera equitativa, independientemente del lugar físico donde se encuentren. Internet se ha transformado en un gigantesco igualador de oportunidades. Hoy, cualquier pequeño comercio, prácticamente sin inversión, puede abrir un e-commerce, cobrar por todos los medios de pago que se utilizan en un país y hacerse conocido pagando solo en base a resultados obtenidos. Hoy los consumidores son mucho más exigentes en términos de la calidad de oferta y de su experiencia en la compra online: cada vez son más los usuarios que demandan financiación y envíos gratis.

-Hay un antes y un después de MercadoLibre en el mundo de las tiendas online, ¿cuáles fueron los cambios más significativos en su empresa?

MercadoLibre tiene 14 años y desde que la fundamos hemos vivido cambios sustanciales en nuestro negocio. Por mencionar solo algunos, nacimos como un sitio de subastas que vendía cosas usadas y hoy el 95% de nuestra oferta es a precio fijo y los productos nuevos alcanzan el 80%. Otro cambio importante es la innovación en medios de pago: el desarrollo de plataformas como MercadoPago facilitó la manera de hacer e-commerce en toda la región, posibilitando el financiamiento de la compra. Por último, las mejoras en la logística y los envíos integrados gratuitos han producido cambios significativos.

-Tres recomendaciones para animar a todos aquellos que quieren dar el gran salto y comenzar su proyecto propio.

-Pensar a largo plazo, armar un buen equipo de profesionales y utilizar plataformas abiertas para favorecer la interconexión con otras tecnologías y desarrollos. Además, animaría a todas esas personas a que tomen riesgos y que siempre apuesten a generar valor por sobre hacer dinero. Quienes emprendan hoy en internet encuentran un mercado más evolucionado y con un escenario competitivo agresivo. A su vez, necesitarán tener la habilidad de adaptarse constantemente a los cambios que plantea la industria tecnológica.

“Las redes sociales se convirtieron en un acelerador del e-commerce. ¿Mito o realidad?

-Realidad, definitivamente. La capacidad de compartir preferencias de consumo en las redes aceleró el interés de buscar y comprar productos en la web. Habiendo dicho esto, aún no se han convertido en un gran catalizador de las compras online, las plataformas de comercio electrónico siguen siendo el equivalente del shopping mall del mundo real.

-¿Cómo explica el fenómeno de MercadoLibre? ¿Cómo se imagina a su empresa en diez años?

-No hay ingredientes secretos, sólo ser perseverante, trabajar en equipo, tomar riesgos, enfocarnos en nuestros usuarios, ejecutar con excelencia y tener siempre una mirada a largo plazo. En diez años me veo creciendo como hasta ahora y garantizando que los millones de usuarios que la utilizan tengan la mejor experiencia de compra del mercado. Aspiramos a que 100 millones de personas puedan comprar y vender en la plataforma en un año calendario. En el 2012 fueron 23 millones, tenemos mucho camino por recorrer.

Compartir