Hace tiempo que los talentos de típico corte digital colonizaron las empresas tradicionales. La transformación tecnológica ha alcanzado a cualquier empresa sin importar su tamaño. La forma en la que se incorpora es a través de contratar nativos digitales con perfiles innovadores o bien a través de la relación con empresas más pequeñas que las dinamicen.

Días atrás, McDonald’s, el gigante de las hamburguesas, anunció la apertura de una oficina en Silicon Valley, el epicentro de internet, con el fin de atraer talento digital. Según advirtió la publicación AdAge la compañía está empleando a ex-colaboradores de Paypal, Facebook, AOL y la división Xbox de Microsoft, entre otras empresas relacionadas con el mundo digital. Esta acción representa una apuesta de la multinacional a centrarse en el consumidor proveyendo una experiencia online a lo que sucede offline.

mcdonalds

El área gastronómica está cada vez más cerca de lanzarse a aventuras tecnológicas móviles dada la contigüiedad experimental que hay entre estas dos industrias. En Estados Unidos, Starbucks fue pionera en permitir a sus clientes ordenar el café desde el móvil para evitar filas. En América Latina, la tecnología está adoptándose a través de empresas innovadoras, en su mayoría startups que llevan nuevas propuestas a este sector. Se presentan fuertes en esta área Restorando, reservas online gratis y al instante, Cartapad que crea menús online, entre las muchas otras compañías que buscan una oportunidad en el rubro.

La gastronomía no es el único sector afectado esta tendencia inminente. En Argentina, cinco de cada veinte búsquedas de talento digital (desde community managers hasta desarrolladores PHP) provienen de empresas de industrias tradicionales.

Del home banking al mobile banking

La industria financiera también sigue este camino. Lejos quedó la compra de Patagon por Santander. Hoy hay bancos que ya tienen sus propias áreas de innovación en las que incorporan startups y también referentes digitales en sus plantillas. Según Gastón Corral, Director de Sustentabilidad Corporativa de HSBC, incorporar talento digital “es mucho más que incorporar gente que sepa desarrollar lo que creemos necesitar. Por el contrario, significa pensar y desarrollar cosas totalmente nuevas que se adaptan a la forma de pensar de las nuevas generaciones”. En caso de no actuar de esta manera, Corral afirma que caeríamos en “un débil intento de ‘digitalizar’ cosas ya existentes en el mundo offline”.

En el plano de las startups, hay algunas muy interesantes que están irrumpiendo las duras estructuras financieras. Ejemplos como Mr Presta, ganador del Red Innova Challenge 2014, Increasecard o Colppy están buscando acercar soluciones reales a clientes concretos y no pasará mucho para que todas las entidades financieras reconozcan el valor de estos nuevos actores. Las soluciones móviles están a la orden del día y muchos de los bancos están integrando el celular en las transacciones diarias.

[vimeo width=”560″ height=”315″ video_id=”46769156″]

Get smart!

Estamos entrando en una fase en la que los límites de lo real y lo digital están borrándose. En ese contexto, los profesionales digitales operan como traductores de los dos mundos. Según Sebastián Tamanaha, Gerente Comercial de Grupo Roggio, hoy existe la “necesidad de incorporar nuevos talentos que acompañen con velocidad el desarrollo de productos impuestos por esta tendencia”.

Una de las estrategias para sobrellevar este cambio es el camino de la open innovation. Es una de las formas en las que operan las grandes empresas y donde los emprendedores tienen un especial potencial. “Los startups se combinan y se apalancan con los recursos internos de las compañías y logran brindar nuevas perspectivas, soluciones, productos y negocios”, explica Tamanaha.

Fuente imagen: Getty Images