Uno de los procesos que enfrentan a diario las empresas en la actualidad (y sobre todo en industrias dinámicas como la tecnológica) es sin duda detectar talento, capacitarlo y cubrir el gap entre lo que saben y lo que realmente necesitan para trabajar. El complejo escenario se completa con las demandas y características de las nuevas generaciones, su alta rotación y la necesidad de impedirlo.

“Nadie vive más esa carencia que las propias empresas. Ellos capacitan gente, tardan mucho en detectar el talento, en elegir al aspirante o al pasante a insertar en la empresa, gastan muchísimo esfuerzo y muchísimo tiempo  en capacitar a esa persona, y por el otro lado el ciclo de retención o el tiempo de vida de la mayoría de esos profesionales en las empresas es muy corto” explica el diseñador y emprendedor Martín Vivas que lanzó en asociación con la Universidad de Palermo thinkLean, un programa que apunta a formar User Experience Designers, una de las especialidades más buscadas por compañías como Globant, MercadoLibre, Despegar o Mural.ly, quienes también lo acompañan en el proyecto.

Este primer llamado estará enfocado en la construcción de experiencia de usuario. “Lo que pretendo es tomar a gente que está finalizando su carrera de diseño, o ya la finalizó y construir ese puente hacia primero el Diseño de Experiencia de Usuario como área especifica, segundo hacia la industria de Internet como un área que necesita que esté súper actualizado y que requiere otra forma de pensar”, resalta.

Basado en metodologías ágiles, el curso tiene como objetivo la  inserción laboral directa. “La intención es trabajar en transformar los alumnos en recursos ultra específicos, o sea gente con habilidades muy especiales para la industria, que entiendan la forma de pensar de los equipos que ya están trabajando en estos procesos en las compañías más innovadoras del mercado”.

Vivas, explica que hay un conjunto de habilidades que más allá de su relación con el diseño están siendo altamente demandas por estas compañías y pueden atravesar más de un perfil laboral:

User Experience: UX Design (User Experience Design) o “Diseño de Experiencia de Usuario” es una filosofía o conceptualización del diseño que se ha convertido en componente esencial del diseño web. Su objetivo es la creación de aplicaciones, plataformas, dispositivos, software que sean atractivos, “amigables”, intuitivos y estén a tono con necesidades concretas de los usuarios finales, que generen satisfacción y eficacia con los mínimos esfuerzos. En general se aplican técnicas multidisciplinarias (a veces combinación de ingeniería, diseño gráfico, industrial y sistemas) y cada decisión, incorporación o modificación al producto se testea y valida con el usuario antes de su aplicación.

Metodologías ágiles: La aparición de este tipo de metodologías de trabajo rompió con los modos de gestión tradicional donde los proyectos tenían fases, deadlines inamovibles, largas etapas de análisis, diseño, construcción, pruebas y producción. La poca conformidad de ambas partes con los resultados llevaron a pensar en metodologías más dinámicas donde prevalecen la interacción personal por sobre procesos y herramientas, importa más el software que funciona que la burocracia de la documentación, la colaboración por sobre la negociación y por sobre todo, se promueve la acción por sobre la teoría y la respuesta/adaptación al cambio por encima de los lineamientos de un plan. “Las compañías buscan personas capaces de trabajar en estos entornos porque la constante son equipos muy dinámicos, con procesos interdisciplinarios y también con múltiples stakeholders, tener un acercamiento más concreto a la solución es necesario” explica Vivas.

Product Management:Es una habilidad que cruza inevitablemente con las anteriores” señala. El rol tradicional de este profesional que se encarga del producto durante todo su ciclo de vida tiene en este enfoque el agregado de focalizarse, claro está, en el usuario, menos en la teoría y los estudios cuanti o cualitativos y más en el feedback del producto con el consumidor rea. Un perfil como éste implica estar dispuesto a hacer las adaptaciones necesarias con la flexibilidad requerida para que el producto funcione.

Lenguajes específicos: “También se buscan conocimiento en lenguajes específicos como Material Design, Polymer, o todo lo que tenga que ver con Payton, es decir, lenguajes, relacionados a construir aplicaciones y productos muy sencillos de una forma muy simple” explica y aclara que “simpleza” no quiere decir que sea todo fácil sino que quiere decir hay que tener un nivel de conocimiento y claridad en lo que se quiere transmitir que te permita ejecutar muy rápido  y muy simple cuestiones altamente complejas.

Growth Hacking: “Educar a gente de Marketing  con estas herramientas es una demanda en alta”, señala. El Growth Hacking, concepto nacido al calor de las startups, es una manera alternativa de buscar cómo hacer crecer una empresa con el mínimo gasto de recursos. En general se necesita capacidad de análisis, de redefinición de procesos y creatividad a la hora de pensar acciones e iniciativas que permitan conseguir clientes con poco presupuesto.

Para Vivas, todas las características tienen un denominador común, la necesidad de las empresas de buscar recursos mucho más dinámicos: “En la mayoría de los casos se trata de entender la forma de trabajar en  equipos interdisciplinarios, de interactuar y que todos tenemos que entender o tener un conocimiento general de las tareas de los demás para poder entender cómo avanzar en nuestras tareas específicas y cómo encaja nuestra labor en equipos más grandes. Asimismo como en algunos casos, construir múltiples proyectos a la vez e ir llevando una línea de trabajo con equipos, como en el caso las compañías más valiosas como Globant, Google o MercadoLibre” concluye.

Fuente fotografía: alexrobinson.me

¿Ya conocés la nueva sección de Empleos tecnológicos, digitales y creativos de Red Innova? ¡Ingresá ahora!

Compartir