¿Cuáles son los dispositivos más importantes en tu día a día?

Lo más probable es que alrededor del 90% de las personas respondan; “Mi smartphone y mi computadora”.

La pregunta que se hace Superbook es ¿Por qué deberían estar separados?

Una campaña de Kickstarter con más de U$D1.6 millones recaudados apoya a este proyecto para construir una “carcasa” que transforma cualquier smartphone en una laptop totalmente funcional.

El objetivo de Superbook es aprovechar al máximo el potencial del smartphone y ponerlo a disposición del usuario.

La evolución de los smartphones a lo largo de los años los transformó gradualmente en los dispositivos a través de los cuales vivimos la mayor parte de nuestras vidas. No sólo eso sino que también los dotó del poder de procesamiento, la conectividad y las funciones para permitirles competir con la mayoría de las computadoras modernas. Su principal limitación es la interfaz y lo reducido de la pantalla; dos obstáculos que Superbook apunta a erradicar.

El dispositivo es simplemente un conducto que explota al máximo todas las posibilidades de un smartphone y traduce su interfaz a la de una computadora portátil.

superbook11
A un precio de entrada de U$D99Superbook le brinda al usuario una pantalla de 11.6″, teclado, trackpad y hasta ocho horas de autonomía. La conexión es plug-n-play a través de un cable USB y las funciones son todas las de una computadora común; crear y editar documentos, navegar por internet, jugar videojuegos y hasta programar.

A sólo dos semanas del cierre de la campaña en Kickstarter, Superbook ya tiene más del 1500% de la financiación a la que apuntaba inicialmente. Casi 10.000 personas expresaron su apoyo a la idea en forma de pledges para comprar uno.

Las barreras funcionales entre smartphones y computadoras son cada vez menos; Superbook apunta a borrarlas del todo y poner de una vez por todas el potencial de la tecnología en manos del usuario.