Todo aquel que alguna vez haya usado una notebook sobre las piernas sabe que las computadoras emiten un montón de calor. Para los centros de datos que contienen decenas de miles de servidores, este es un gran problema, desperdiciando energía y dinero. Para tratar de mitigar esto, las empresas han experimentado con instalaciones móviles cerca del Círculo Polar Ártico e incluso han probado sumergir servidores bajo el agua. La startup holandesa Nerdalize tiene un enfoque diferente. En lugar de tratar de disipar el exceso de energía de los servidores, lo quiere aprovechar utilizándolo para calentar hogares.

El modelo de negocio es bastante sencillo: de la misma manera que usted compraría una estufa, paga a Nerdalize para instalar un servidor en su hogar. Nerdalize hace dinero vendiendo el espacio del servidor a otras compañías y le reintegra al propietario el valor de la energía consumida, logrando de esta manera calefaccionar su hogar de forma gratuita. En 2015, la compañía dio a conocer su primer producto: un calentador de pared independiente alimentado por un solo servidor que se utilizó en un piloto de un año de duración en cinco hogares. Los calentadores eran lentos, tardando alrededor de una hora para calentar y sólo proporcionaba suficiente calor para una habitación pequeña; pero funcionaron. Nerdalize ahora está pasando a un segundo piloto que integra un “heat-server” mucho más potente de manera integral con el hogar del cliente.

A partir de agosto, Nerdalize planea equipar 42 hogares holandeses con servidores para calentar su suministro de agua, proporcionando duchas de agua caliente que usan nada más que el poder de los datos. La empresa dice que su configuración ahorrará a los hogares 300 euros al año (336 dólares), mientras que las empresas pagarán un 50 por ciento menor para los servicios de datos. Cada instalación también reduce tres toneladas de CO2 de la huella de carbono de un hogar. Nerdalize dice que es un escenario “win-win-win”, y ha lanzado una campaña de crowdfunding para expandir el proyecto. Ha alcanzado su objetivo inicial de 250.000 euros, y ahora apunta a recaudar medio millón de euros.

Más información:

Compartir